Luz verde para que Alemania entregue ayudas estatales de 3 mil millones de euros para desarrollo de la red central de hidrógeno

Luz verde para que Alemania entregue ayudas estatales de 3 mil millones de euros para desarrollo de la red central de hidrógeno

Fecha publicada: 24 Junio, 2024

La Comisión Europea ha aprobado, conforme a las normas sobre ayudas estatales de la UE, un plan alemán valorado en 3.000 millones de euros para apoyar la construcción de la Red Central de Hidrógeno (Hydrogen Core Network, HCN, por sus siglas en inglés). Esta medida contribuirá a alcanzar los objetivos de la Estrategia del Hidrógeno de la UE y del paquete “Fit for 55”, permitiendo la creación de la infraestructura necesaria para fomentar el uso de hidrógeno renovable en la industria y el transporte de aquí a 2030.

Alemania notificó a la Comisión su intención de introducir este plan, que será la espina dorsal de los conductos de transporte de hidrógeno a larga distancia en el país y parte de la red troncal europea de hidrógeno, conectando varios Estados miembros.

El plan pretende facilitar las inversiones en la construcción del HCN, incluyendo la reutilización de gasoductos existentes, la construcción de nuevos gasoductos de hidrógeno y estaciones de compresión. La construcción y explotación de estas redes serán financiadas por operadores de sistemas de transporte de hidrógeno (TSO, por sus siglas en inglés), seleccionados por la agencia federal alemana de redes, Bundesnetzagentur. La ayuda adoptará la forma de una garantía estatal, permitiendo a los TSO obtener préstamos más favorables para cubrir las pérdidas iniciales en la fase de puesta en marcha del HCN. Al principio, se espera que solo un pequeño número de consumidores utilice la red, por lo que las tarifas serán más bajas de lo necesario para cubrir los costes pertinentes, fomentando así el uso del hidrógeno.

Los préstamos serán concedidos por el banco nacional alemán de fomento, Kreditanstalt für Wiederaufbau (KfW), a su propio coste de refinanciación, por debajo de los tipos de mercado. Los préstamos se devolverán a lo largo de un periodo que finalizará en 2055, con reembolsos progresivos en función del aumento previsto de la demanda de hidrógeno. El importe de ayuda estimado de 3.000 millones de euros corresponde a los costes de financiación adicionales que los TSO habrían tenido que soportar sin la garantía estatal.

Se espera que la primera tubería importante esté operativa a partir de 2025, y la finalización de todo el HCN está prevista para 2032. El HCN se regulará conforme a la legislación del mercado interior de la energía, garantizando el acceso no discriminatorio de terceros y la regulación de tarifas.

Esta medida complementa los pasos dados en el marco del Proyecto Importante de Interés Común Europeo (IPCEI), concretamente el IPCEI “Hy2Infra”, aprobado por la Comisión en febrero de 2024, reforzando mutuamente la inversión en infraestructuras de hidrógeno en Alemania y la UE.

Evaluación de la Comisión

La Comisión evaluó el régimen conforme a las normas sobre ayudas estatales de la UE del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (Treaty on the Functioning of the European Union, TFEU), que permite a los Estados miembros apoyar el desarrollo de determinadas actividades económicas bajo ciertas condiciones, y las Directrices sobre ayudas estatales en favor del clima, la protección del medio ambiente y la energía de 2022 (CEEAG).

La medida facilita el desarrollo de una actividad económica, en particular la construcción y explotación de la red de transporte de hidrógeno. Además, el régimen es necesario y adecuado para acelerar las inversiones en infraestructuras de transporte de hidrógeno. Al mismo tiempo, apoya los objetivos de iniciativas políticas clave de la UE, como el Pacto Verde Europeo y el paquete “Fit for 55”.

La ayuda tiene un efecto incentivador, ya que la infraestructura subvencionada no sería financieramente viable sin el apoyo público, especialmente considerando la incertidumbre sobre las perspectivas del futuro mercado del hidrógeno. La ayuda tiene efectos positivos que compensan cualquier posible distorsión de la competencia y el comercio en la UE. Sobre esta base, la Comisión aprobó el régimen alemán.

Fuente: Comisión Europea

Imagen: ClimateTechBS2-WebHdrImg

Compartir noticia por redes sociales